ACLEBIM en redes sociales

Aclebim en Facebook
Aclebim en Twitter

miércoles, 22 de mayo de 2013

Bibliobuses desde el corazón. Gracias por estos años de alegría y felicidad.




 A continuación transcribimos la emotiva carta de Denisa, una niña madrileña de 11 años, que se despide del Bibliobús, al cambiar de colegio por haber terminado la Educación Primaria. Las ilustraciones corrresponden al documento original.

Isabel, eres la chica más maja y más guapa que he conocido. He estado de maravilla estos años contigo. Gracias por todo tu apoyo y toda tu comprensión. Gracias por todos los libros y los regalos que me has dado, incluido al conductor.
Te doy las gracias por estos años de alegría y felicidad, porque recuerdo el día que entré en el bibliobús, que estaba enfadada con unas amigas, te miré a ti y de repente se me puso una sonrisa en mi cara. Si te molesté alguna vez con algo te pido perdón.
Me entristece saber que el año que viene no te veré, has sido la mejor.
Os deseo mucha suerte a tu familia y a ese conductor tan amable y bueno, el mejor bibliobús y mis mejores amigos y sobre todo la mejor chica en la que pude confiar, ISABEL, un beso gigante.
 Denisa






9 comentarios:

Julio Ruiz Miranda dijo...

Hay niños dotados de un grado de sensibilidad al que somos incapaces de acercarnos los mayores.

Mª Isabel dijo...

Denisa, es un ángel que aparece cada 15 días en el bibliobús, con su sonrisa y alegría.
Es una ávida lectora, siempre sale del bibliobús, con sus tres libros y su revista de ingles junior, o muy interesante junior o Kids.
Es inquieta y muy lista, saca una notas estupendas.

En el bibliobús es nuestro ángel, no sólo por su presencia sino porque también nos cuida y ayuda: al llegar a su colegio, discurre una calle que separa el colegio del comedor, durante las horas escolares la calle está cortada con unos pivotes y ella siempre está antes de que lleguemos para entrar de las primeras antes de que lleguen sus compañeros que salen del comedor 10 minutos después y suben también al bibliobús.
Como decía está la primera y en cuanto nos ve aparecer al principio de la calle nos quita un pivote para que podamos pasar, evitando así que o el conductor o la bibliotecaria bajen a quitarlo. Nos facilita el trabajo.

Yo soy Isabel, la chica del bibliobús, y os podeis imaginar como me sentí al leer este estupendo regalo y sentir que ya no volveré a sentir la presencia de este angel en el bibliobús.

La dí un achuchón enorme y contuve las lágrimas de emoción porque en breve subián los niños del comedor y no era plan.
Es un gusto trabajar con y para personas así, jamas ha molestado, como ella pide disculpas, al contrario. Y tiene el detalle de desear suerte a mi familia que ultimamente ha estado un poco delicada y ella siempre, siempre ha preguntado por ellos.

Es muy emocionante que sea su mejor amiga y de confianza y os dejo que me pongo a llorar.
Gracias mi angel, lo siento ando llorando

Nora Dominguez dijo...

Hola, yo los leo desde Guatemala y me he emocionado mucho al leer la nota, soy bibliotecaria y vivo convencida que con la lectura le podemos cambiar la vida a muchos niños y niñas.
Reciban un abrazo todas las Isabel que anden por este mundo, aunque como comenta alguien nuestro trabajo muchas veces sea poco valorado.
Isa, que tu familia siga mejor :)

Anónimo dijo...

Hola,soy Denisa la chica de la carta gracias por todos vuestros comentarios,y gracias a Isabel que es maravillosa

Anónimo dijo...

Hay niños que además de tener una gran sensibilidad , demuestran una gran empatía con las personas que desarrollan un trabajo, a veces muy poco valorado. En ocasiones los denominan prestalibros.
Gracias, Denisa, por tu compromiso y lealtad con el bibliobús (tampoco olvidaré tu ayuda , estabas esperando que llegáramos para quitarnos los bolardos, incluso cuando no llegábamos por problemas técnicos)
Te echaremos de menos.

Anónimo dijo...

Hola,soy Denisa gracias por vuestros comentarios casi me pongo a llorar pero no lo hice porque estaba mi madre delante :) gracias a todos un beso Denisa
<3

Verónica dijo...

Por Dios, yo también me he emocionado de lo lindo. Isabel, aunque no te conozco en persona, ya sabes que te aprecio un montón y que siempre me has parecido una persona muy, muy especial, por lo que creo a pies juntillas todos eses sentimientos que despertaste en Denisa y que seguro despiertas en más de un usuario.
Muchos besos. Vedacris

Anónimo dijo...

Hola,Isabel,soy la mama de Denisa y quiero agradecerte por todos estos años en cuales has cuidado de mi hija,que fuistes amable con ella y cariñosa,te agradezco por tu amistad con mi niña.A mi hija le encanta leer y siempre espera con ganas el bibliobus.Gracias tambien al conductor y le deseo que se mejore rapido.Y felicidades por ser unas personas geniales,espero vernos algun dia.GRACIAS UN ABRAZO Madi

Mª Isabel dijo...

Gracias Madi, mamá de Denisa, tiene a quien parecerse en bondad y sensibilidad.

El placer ha sido nuestro contar con una niña como ella que siempre entra al bibliobús sonriendo,nos comenta sus lecturas, sus preferencias.
Y nos echa una mano a la hora de poder aparcar.

Cuando ella entra en el bibliobus nos inunda de paz, serenidad; para nosotros es un orgullo tenerla como usuaria igual que para tí es un gran orgullo tener a una niña tan sensible, inteligente y cariñosa. Gracias a tí porque tú tienes parte en la forja de su caracter y forma de ser.
Un beso muy fuerte a las dos y espero veros pronto